miércoles. 22.05.2024
El alcalde de Madrid, en la celebración madridista

Confeso y acreditado rojiblanco, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez Almeida, tuvo que cumplir como pudo con su papel institucional como representante de todos los madrileños durante la fiesta del Real Madrid por la consecución de su decimocuarta Champions League. Con todo el equipo madridista detrás salió al atril para felicitarles por el título. Y así lo hizo destacando a algunos jugadores como Benzemá, Modric y... Thibaut Cortois.

Almeida fue elegante con el portero recordando lo que todos los atléticos disfrutamos con él en su años como rojiblanco, pero también le recordó que estuvimos con el cuando lloraba el gol encajado en la final de Lisboa que abrió paso a la derrota final. Y que ni entonces ni ahora esos que le animamos estábamos en el lado equivocado de la Historia, como insinuó el belga en unas desafortunadas declaraciones antes de la final de la Champions, que ha sublevado a la parroquia rojiblanca por su desprecio y desmemoria. Courtois no pasó un buen momento escuchando al alcalde, las cámaras le enfocaron en ese instante con un rostro muy serio. No le gustó que le recordaran su error.

Quien tampoco lo pasó bien fue el propio alcalde. La plantilla del Real Madrid le tenía preparada dos encerronas, conocedores de su filiación atlética. Primero le entregaron una pequeña reproducción de la Copa de la Champions y le medio obligaron a alzarla en complicidad con los asistentes al acto que coreaban sus movimientos. Lo tuvo que hacer hasta tres veces, con cierto gesto de 'no me hagan esto, por favor', hasta que a la tercera dijo basta

Pero aún había más. El capitán Marcelo le hizo la tradicional entrega de una camiseta del primer equipo con su nombre a la espalda. Mientras todos los madridistas cantaban '¡que se la ponga, que se la ponga!', Marcelo ya iba colocando la camiseta para metérsela por la cabeza. Pero el alcalde se negó y Marcelo desistió entre risas. Eso sí, lógicamente la cogió y la mostró al público deseando que la próxima que muestre sea la del Atleti, y esa seguro que sí se la pone.

El alcalde de Madrid alecciona a Courtois en plena celebración de la Champions