martes. 31.01.2023
OVIEDO 0-2 ATLETI

Griezmann quiere la Copa y Barrios se apunta

El Atlético de Madrid camina firme en la competición de Copa del Rey con la que se quiere salvar una temporada que arrancó mal. Ante el Oviedo se tiró de oficio, imponiendo la mayor calidad del conjunto rojiblanco en el que Griezmann volvió a iluminar el camino y Pablo Barrios plantó su estandarte con un nuevo gol.
Barrios, Pablo Barrios / Foto: ATM
Barrios, Pablo Barrios / Foto: ATM

Jugó sólo 30 minutos en la segunda parte pero Pablo Barrios sigue empeñado en decirle a Simeone que él se apunta a lo que haga falta. El técnico argentino lo dejó de entrada en el banquillo. Esa es su forma de gestionar los destellos de luz que ilusionan a la afición pero que, con frecuencia, se apagan rápido por encederlos antes de tiempo. Barrios volvió a demostrar ante el Oviedo que su luz es la de un sable laser, inagotable y que sirve tanto para defender como para atacar. De otra galaxia, vamos.

 

GRIEZMANN Y BARRIOS, LOS DESTACADOS ANTE EL OVIEDO

Si ante el Arenteiro fue el encargado de abrir la lata, ante el Oviedo fue el responsable de cerrarla y dar tranquilidad. Porque el Atlético, que solventó el encuentro sin apenas problemas, se arriesgó demasiado especulando con el resultado hasta que el chaval puso fin a cualquier opción de remontada en el 83. Él es la ilusión, el baluarte es Antoine Griezmann, que más que el perejil, es el cocinero de todas las salsas. Dio el primer gol, inició la jugada del segundo y estuvo en todos los lados cubriendo las parcelas de quienes aún buscan su punto de juego, que no son pocos en el Atleti.

EL OVIEDO PLANTA CARA

Para enfrentarse al Oviedo, Simeone dio la batuta del centro a Koke y Lemar y dejó a Barrios para más adelante. En defensa volvió a confiar en Hermoso y sus desplazamientos largos desde la izquierda, con Witsel y Giménez completando la línea de tres centrales. El belga volvió a ser el único en quien confiar. Giménez sufrió con Obeng y Hermoso tampoco fue contundente en defensa. Como de costumbre, no acabó el partido aunque esta vez fue por lesión.

La línea de tres permitió al Atlético sacar el balón jugado con cierto criterio pese a la presión del Oviedo, que con dos delanteros no llegaba a cubrir los espacios. Desarbolada la presión de los de Cervera el Atleti comenzó a generar peligro. La primera del Atleti llegó con LLorente, que tuvo la más clara a los 8 minutos, pero Tomeu Nadal desvió lo justo. Poco a poco el Oviedo se fue acercando a las inmediaciones de Oblak con un par de acercamientos peligrosos que constataron que Hermoso no se entera y que Giménez es un desconocido. Un intento de Obeng y un remate de Tarim generaron preocupación entre los rojiblancos... Hasta que apareció Griezmann.

EL GOL DE LLORENTE ASIENTA AL ATLÉTICO

El francés, otra vez omnipresente, otra vez el mejor, tocó de primeras con clase un envío largo de Nahuel para hacer un globo al que llegó Llorente que, en semi fallo, consigue marcar por encima del portero. El madrileño agradece la posición adelantada en el campo dando su mejor versión con trabajo, peligro y goles. Era el minuto 23 y el Atleti anotaba cuando más estaba apretando el Oviedo. 

Desde el gol el Atlético mantuvo la pelota con criterio gracias a la movilidad de Griezmann, Koke y Lemar, apoyándose en los carrileros, que ganaron metros. Griezmann estuvo a punto de aumentar la renta en el 29' pero volvió a despejar el portero. A partir de ahí se tomó un descanso el conjunto del Cholo confiando en controlar el partido y matar a la contra de modo que el balón se lo quedó el Oviedo y dejaron de llegar ocasiones en la portería de Tomeu Nadal.

SIMEONE REACCIONA DANDO ENTRADA A KONDOGBIA Y BARRIOS

La segunda parte arrancó con esa dinámica y discurrió sin ocasiones dignas de tal consideración. El Oviedo cogió confianza, superando el centro del campo del Atlético y obligando a Simeone a reaccionar. Cambió la construcción del juego dando entrada a Kondogbia y Barrios por Lemar y Koke. El equipo volvió a crecer y aunque seguía especulando peligrosamente con el resultado por ahí estaba, otra vez,  Griezmann. El francés dio inicio a una jugada combinativa entre Reguilón y Correa de la que se aprovechó, entrando de segunda línea, Pablo Barrios. Y ya ha quedado claro, el chaval tiene gol. Mucho. Su internada la culminó con un remate que firmaría cualquier delantero.

El Atleti tiene un objetivo prioritario, la Copa del Rey. Griezmann la quiere y Pablo Barrios se apunta.

GOLES:

  • 0-1 Marcos Llorente (23')
  • 0-2 Pablo Barrios (83')

Griezmann quiere la Copa y Barrios se apunta
Comentarios